MÉTODOS DE MANTENIMIENTO

  Estás en > Matemáticas y Poesía > Recursos de utilidad> Métodos

Manual de buen uso y mantenimiento de manómetros tipo "Bourdon"

Alcance   —   Referencias   —   Principio  —  Conservación   —  Preparación   —   Realización  — Anexo
 
ALCANCE

Este manual de uso y mantenimiento aplica a los manómetros tipo "Bourdon".

REFERENCIAS

Cuando mediante la aplicación del presente manual surjan dudas sobre como proceder durante el empleo, mantenimiento, etc, de los equipos señalados en el alcance, podrá complementarse este documento con las recomendaciones indicadas en los catálogos de los fabricantes.

PRINCIPIO

Los manómetros son instrumentos destinados a medir presión.

Los manómetros más comunes son los llamados de "tubo de Bourdon", que consiste básicamente en un tubo de sección elíptica, curvado en forma de arco, y tapado por un extremo; el otro extremo es fijo y por él se aplica la presión. Al aplicársele la presión el tubo de Bourdon tiende a enderezarse ligeramente, tal como sucede con una manguera doblada cuando se le introduce agua a presión. El movimiento resultante del extremo cerrado del tubo, es transmitido a una aguja indicadora mediante el sector dentado y el piñón. La aguja indicadora se mueve sobre una escala graduada, y su giro es, generalmente, de izquierda a derecha.

Estos manómetros incorporan un resorte en espiral que actúa aportando la fuerza necesaria para vencer las resistencias por rozamiento que impedirán la vuelta a Φ del índice, una vez que se ha desplazado. Estas pérdidas por rozamiento reciben el nombre de pérdidas por histéresis.

El error de medición del tubo de Bourdon no sobrepasa el ± 2% del valor máximo de escala, siempre que esté bien instalado, aunque es cierto que no miden con exactitud las presiones bajas.

INSTRUCCIONES DE SEGURIDAD Y CONSERVACIÓN

Complementariamente al mantenimiento que se realiza con el uso del instrumento, debe efectuarse una revisión a fondo en el momento en que éste se envía a la calibración periódica. Esta operación se hace por personal cualificado de Metrología y comprende el desmontaje de los componentes del equipo (cuando proceda), revisión, limpieza y puesta a punto del instrumento.

PREPARACIÓN PARA EL USO

  • Ajuste

    • Cuando habiendo realizado la calibración del manómetro, hayamos obtenido resultados que indiquen, que esté fuera de precisión, se debe proceder al ajuste del manómetro.

      Para ajustar el manómetro han de seguirse las instrucciones que señale el fabricante.

      Se abrirá con precaución el instrumento para tener acceso al mecanismo interior. Una estructura típica de un manómetro convencional es la que se muestra en la figura adjunta, en donde se señalan el tornillo y el acoplamiento de ajuste.

    esquema manómetro
    esquema de un manómetro con tubo Bourdon
      Se deberá indagar la probable causa del defecto que presente el manómetro: aguja floja, contacto de la aguja con la esfera o el cristal, aguja desviada de su posición correcta, materia extrañas en los dientes de los engranajes, tensión insuficiente del muelle de recuperación, fatiga o rotura del tubo de Bourdon engranajes rotos, pérdidas de presión en el tubo o racores, obstrucción en la tubería de presión, tornillos de articulación flojos, etc.
    REALIZACIÓN DE MEDIDAS

    Una vez ajustado convenientemente el manómetro, se someterá tres veces a presión máxima y bajada a cero. Si procede, se realizará una nueva calibración. Si no fuese posible su reparación, el manómetro se dará fuera de uso.

    ANEXO
     



    tema escrito por: José Antonio Hervás